La iniciación o rayamiento en el Palo Mayombe

La Iniciación en el Palo Congo Mayombe
PRÓXIMAMENTE

La ceremonia de rayamiento o iniciación en el Palo Congo Mayombe tal y como se hacía en el “munanzo” Ngando Batalla de la “rama mayombe” en sus diferentes grados o jerarquías. Además aportan comparaciones importantes sobre las ceremonias iniciáticas africanas y sus similitudes con las afrocubanas.

En el Palo Monte Mayombe, el rayamiento o juramento es el ritual iniciático principal. A partir del momento en que el individuo ha “jurado” (o ha sido “rayado”, que es lo mismo) se transforma en palero o ngangulero, y es considerado como un “bakoyula-nganga” (trad. hermano de religión; trad. lit. hermano de “nganga”) por todos los nganguleros del “nsó-nganga”.

Ante todo, la iniciación constituye una enseñanza progresiva que está encaminada a la familiarización del individuo con las significaciones y el sentido de cuanto le rodea en la “Nfinda” o universo. Hay que tener siempre en cuenta que para el ngangulero, el hombre y el mundo están concebidos como dos realidades absolutamente inseparables y en relación el uno con el otro.

Conviene insistir en que la iniciación en el Palo Monte Mayombe es una enseñanza gradual que supone una transformación progresiva del individuo para convertirse completamente en “otro”. La formación religiosa, intelectual y moral pasa por diferentes estadios que, relacionados unos con otros, muestran un desarrollo gradual de los conocimientos impartidos en el “nsó-nganga”. Las virtudes (paciencia, perseverancia, discreción y obediencia) forman la base física y moral de la enseñanza que se imparte entre los nganguleros. Por otra parte, la lenta y progresiva adquisición de cualidades, unida al conocimiento de las prácticas religiosas, conducen a la entrada de un espacio únicamente reservado para los iniciados, que es precisamente el estrecho círculo formado por los nganguleros del “nsó-nganga” que participan directamente en las prácticas religiosas de culto y de hechicería.

También se entiende que la continua acumulación de conocimientos en la formación progresiva que recibe el ngangulero, unido a lo moral, le conduce a la creciente conquista y dominio del medio; e incluso se puede percibir la existencia de un verdadero esquema de iniciación que está, además, perfectamente estructurado y que se expondrá en este apartado y al que se le dedicará un detallado análisis.

La conquista de sí mismo por parte del ngangulero adquiere una mayor extensión a medida que se va adentrando en el camino del conocimiento (“bundanga”, en congo); y además, le permite expansionarse místicamente adquiriendo funciones de “creador”.

Si bien es verdad que el ritual iniciático del “rayamiento” o “juramento” corresponde al simbolismo del proceso de muerte y resurrección del iniciado, en el que este abandona al “hombre viejo” para convertirse en “hombre nuevo”, esto no deja de ser una observación a través de un objetivo que suministra imágenes tan solo de un primer plano. Sin embargo, en la medida de que se va adquiriendo una perspectiva tomando en consideración los detalles más pequeños, puede percibirse la noción de un período que es el que Edmund Leach (1985:4-5-49) llama “período liminal” o “período marginal”, situado entre la “muerte simbólica” del iniciado durante el ritual iniciático, de tal modo que estas se convierten entonces respectivamente en un retorno al “vientre materno” o renacimiento.

¿Interesado en adquirir este libro impreso? Puede ponerse en contacto conmigo utilizando el correo electrónico info@elmundodelosbrujos.com o el teléfono (+34) 673.14.8060 (mejor si utiliza WhatsApp o Telegram). Tambien puede contactarme por cualquiera de mis redes sociales: Facebook / Twitter

Comentarios

  1. Amanda Castro 20 Febrero at 05:03

    Buenas noches Nfumo Ralph Alpizar, me interesa la colección de esos libros, muy interesantes, para seguir aprendiendo de sus enseñanzas,donde los puedo adquirir en Caracas Venezuela, pq le pregunte a padrino me dijo que debo espera los nuevos precios, y estoy en eso esperando, le agradezco su interés por enseñar la verdad sobre el mayombe, que nsambi lo guíe.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Nombre *
Correo electrónico *
Web